jueves, 5 de enero de 2012

Mentiras inventadas que podrían ser ciertas.



Estamos a pocas horas de que sus SS. MM. Los Reyes Magos de Oriente lleguen cargados de regalos a nuestras casas. Todos y cada uno de nosotros deberíamos ser buenos, aunque sólo sean durante unas pocas horas y así evitar que nos traigan el consabido carbón y que nos dejen, aunque sea, algún pequeño detalle para poder justificarnos delante de los demás.
.
Esta mañana he madrugado con cierto espíritu crítico, inconformista y con el cuerpo y la mente predispuestos a dar cierta guerra. Creo que nos pasa a todos alguna vez, en general no somos santos y tenemos días peleones, días donde nos apetece buscar gresca y confrontar con cualquiera, buscando un poco de desahogo de la cantidad de cosas que nos guardamos dentro de nuestro ser y que nos van lastrando en el ánimo y en la voluntad de ser más buenos que el pan.
.
Hoy hubiese llegado a escribir con mucha malicia y desparpajo sobre todo aquello que me incordia a diario, sobre todo lo que me molesta, sobre todas las cosas que no entiendo y me parecen fatal. Pero para ello debería hablar mal de muchos y realmente hoy no es el día, hoy no toca, el día da para lo que da y me juego quedar como un maldito a los ojos de Melchor, mi Rey favorito, y sin regalo alguno que me consuele mañana al amanecer.
.
Por ello, no voy a escribir sobre verdades ofensivas, verdades que seguramente no son absolutas, pero que no andan lejos de la certera realidad que nos rodea. Se me han ocurrido unas pocas pero seguro que me dejo muchísimas en el tintero. Creo que es mejor inventarme esas mentiras, avisar que lo son, que son falacias irreales fruto de mi imaginación calenturienta para ciertos asuntos de nuestra pútrida realidad. Serán fantasías de esas que dicen, que han oído decir, que alguien ha dicho y que todos sabemos y conocemos de muy buena tinta, es decir son mentiras inventadas pero probables en un mundo como el nuestro:
.
“El Sr. José Blanco ha invitado a cenar en uno de los mejores restaurantes de Madrid a el Sr. Iñaki Urdangarín. Quiere agradecerle personalmente y de forma y manera fervorosa que éste haya sido presuntamente más chorizo, sinvergüenza y prepotente, porque gracias a su escándalo el Sr. Blanco está disfrutando de unas plácidas y tranquilas fiestas de Navidad, sin preocuparse de la prensa ni de tener que explicar públicamente que él es un alma cándida víctima de los ataques interesados de sus oponentes. Dicen las malas lenguas que el Sr. Blanco ha decidido viajar a Galicia estas Navidades en tren para no tener que parar a repostar gasolina, e incluso denegó una invitación a un país del llamado tercer mundo por miedo a caer enfermo y tener que medicarse con alguna de las medicinas caducas que una empresa con sede fiscal en Andorra exportaba a esos países y de la que él nunca tuvo noticias.”
.
“El Sr. Rajoy nuevo presidente del Gobierno de España mantiene su palabra de no subir los impuestos, que las primeras medidas que han tomado son una broma, de muy mal gusto, pero que han servido de novatada a los españoles en este rol que tenemos de inocentes perennes. Supuestamente iba a rectificar después del 28 de Diciembre, pero que en vista de que cierta gobernante de un país europeo le ha llamado para felicitarle por su gran sentido del humor, de momento no retira las medidas e incluso hoy mismo nos gastarán alguna que otra bromita más. Ya se sabe como es el humor gallego.”
.
“La señora Chacón y el Sr. Rubalcaba no pelean por el poder del PSOE, no quieren dirigir y manejar el partido durante los próximos años. Simplemente están realizando un ejercicio de democracia interna con el objeto de enseñar al resto de los españoles las reglas del juego, que su verdadera intención es retirar ambas candidaturas dejando el camino libre para nuevas generaciones de políticos que nada tengan que ver con el gobierno anterior. Que ninguno de los dos tuvieron responsabilidad alguna en la pésima gestión de un entorno de crisis o mejor dicho desaceleración económica crónica, y que de haber sido por ellos mismos se hubiesen tomado el conjunto de medidas oportunas para paliar una recesión que nunca existió.”
.
“La Sra. Botella renuncia a la Alcaldía de Madrid (esta si que es fuerte, eh??). En un ejercicio de democracia sin parangón en la historia de nuestro país, va a renunciar al derecho adquirido por segundona y va a dejar que el pueblo de Madrid elija de nuevo a su nuevo alcalde o alcaldesa segura de su victoria sin paliativos que se fundamenta en su extraordinaria gestión anterior en los cargos públicos que ha representado y además consciente del lastre que le supone estar casada con el ex presidente Aznar, se divorcia del mismo y plantea casarse en segundas nupcias con una pera, perdón no estoy seguro quizás sea con una manzana Golden”.
.
Pues ya me siento un poco mejor, el cuerpo ya no quiere guerra y se terminó las ganas de pelea. Además todavía tengo un rato para arrepentirme, no vaya a ser que Melchor decida pasar de largo por mi casa y dejarme sin sus presentes, al fin y al cabo no he sido tan malo el resto del año y todo buen escribidor, con toda la modestia del mundo, tiene derecho a su borrón de tinta.
.
Publicar un comentario